¿Por qué la cama acumula más suciedad que el resto de tu habitación?

¿Por qué la cama acumula más suciedad que el resto de tu habitación?

Nuestras camas son el lugar donde encontramos descanso y disfrutamos de las mejores mañanas. Paradójicamente es una de las cosas que menos lavamos aún cuando nuestras cama acumulan suciedad día a día.

¿Qué tan seguido lavas tus sábanas?

La mayoría de las personas no lava sus sábanas con la frecuencia que debería. Esto se debe a que muchos no saben que es necesario, ni muchos menos las consecuencias que podría provocar el no tener este hábito.

Puede que estés diciendo “No hay problema, mi cama se mantiene limpia así que no necesito lavarlas tan seguido. Me baño a diario después de todo”

Bueno, la realidad es que no importa qué tan seguido te bañes, ni lo limpia que parezcan tus sábanas. A nivel microscópico la situación no se verá tan agradable como piensas. Así es, aunque no te des cuenta tu cama acumula suciedad, bacterias y otras cosas con las que no querrás compartir la noche.

cama acumula suciedad

¿Por qué mi cama acumula suciedad?

Existen varias razones, pero la principal es que pasamos muchas horas recostados en ella.  La saliva y el sudor por mínimo que pueda ser tus sábanas lo absorben y acumulan.

Si a esto sumamos el polvo, comer sobre la cama, dormir con nuestras mascotas, etc. Pues estamos creando el ambiente perfecto para organismos como bacterias, ácaros, virus, y hasta hongos. No te preocupes, te traemos unos simples consejos para que mantengas tu cama a salvo de estos indeseados amigos.

cama acumula suciedad

Lava tus sábanas todas las semanas.

Puede que sea un dolor en un inicio, pero vale la pena. De hecho, no es necesario lavarlas todas las semanas. Si tienes más de un juego, puedes ir cambiándolas semanalmente y luego lavarlas todas juntas. O si prefieres, forma el hábito semanal, de esta manera mantienes las capas que tienen contacto directo con tu piel, lo más limpio posible.

Deja a los rayos solares hacer su trabajo

Si tienes la oportunidad, deja tus ventanas abiertas en la mañana, antes de hacer tu cama. Los rayos UV ayudan a eliminar algunos microorganismos que pueden habitar en la ropa de tu cama o tu colchón. Por eso, si tienes la posibilidad deja que los rayos directos del sol peguen en ella para aprovechar un poco de su poder.

Lo mismo cuando laves la ropa de cama, luego de pasarlas por la secadora déjalas secar al sol directo por un rato.

cama acumula suciedad

Prefiere materiales de calidad

Los materiales de los cuales están hechas tus sábanas, frazadas, y colchón importan de gran manera. Así también, la antigüedad de estos puede afectar en la higiene y mantención. Por ejemplo, materiales como el algodón y el lino son ideales para las sábanas. También es importante que te preocupes de la calidad de los materiales de tu colchón.

A diferencia de tus sábanas, no es tan sencillo lavarlos, por lo tanto contar con materiales buenos es de gran ayuda. Por ejemplo, el modelo Terra+Cobre de Flex, está fabricado con tela de cobre. Este elemento es reconocido por su poder antibacterial y por proteger de virus y hongos. De esta manera mantienes una barrera contra todo tipo de microorganismos.

cama acumula suciedad

Ahora que sabes que tu cama acumula suciedad. Esperamos que implementes estos simples consejos para mantener tu cama en perfectas condiciones y puedas disfrutar del mejor descanso.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *